Compartir
(Infobae)

Tras una serie de allanamientos realizados este jueves por la tarde en Sargento Vidal, municipio de Campo Grande, en la provincia de Río Negro, la policía detuvo a un hombre de 29 años como sospechoso de haber baleado al médico en la puerta del hospital municipal.

Fuentes del Ministerio Público Fiscal informaron a la agencia Télam que hasta ahora el arma utilizada no fue hallada en los procedimientos y que en las próximas horas la fiscalía realizará la formulación de cargos al detenido.

El doctor Alejandro Vega fue herido de dos balazos en un ataque ocurrido en la puerta de ese centro asistencial, donde la víctima recibió disparos en la cara y en uno de sus brazos. Aún permanece internado en el hospital de Cipolletti, fuera de peligro y con una evolución favorable.

Toda la secuencia quedó filmada por cámaras de seguridad. El hecho comenzó el jueves a la madrugada, cuando Vega descendió de una ambulancia en la que había realizado un recorrido por la zona. En ese momento fue abordado por un hombre que lo esperó en la playa de estacionamiento y le disparó tres balazos con un arma calibre .22, dos de los cuales impactaron en su cuerpo.

De acuerdo a las imágenes, el agresor se acercó a su víctima y le disparó a corta distancia apenas descendía de la ambulancia.

Por su parte, Fabián Torres, médico y colega de la víctima, aseguró en declaraciones radiales que se enteró del hecho por la propia víctima, quien lo llamó mientras era trasladado en una ambulancia.

“Anoche cerca de las 12 me llama Vega cuando ya iba en la ambulancia, diciéndome que le pegaron tres tiros, uno en la mandíbula, otro en el brazo y el último por suerte no dio en su cuerpo”, dijo Torres. “Se encuentra bien de salud, su vida no corre riesgos”, agregó.

“El tema acá que radica es la falta de seguridad en nuestros hospitales”, añadió el médico y detalló que los trabajadores del centro de salud se manifestaron este jueves por la tarde en repudio a este atentado al personal de la salud.

“Nosotros estamos para proteger, cuidar y curar a la comunidad, pero resulta que vienen y nos pueden matar como si nada”, remarcó Torres, que adelantó que se reunirían en las próximas horas con autoridades provinciales para acercarles estos reclamos.

Balearon a un médico en un hospital de Río Negro
El ataque ocurrió en la playa de estacionamiento del hospital de Campo Grande

Cabe resaltar que en las últimas horas de este miércoles, surgió una versión de que el agresor era familiar de un paciente con coronavirus que falleció el fin de semana pasado. Según informó el diario Río Negro y luego de la declaración de testigos de la causa, el sospechoso tendría algún tipo de vinculación parental, pero ese rumor no pudo ser confirmado por la fiscalía.

Luego de conocido el hecho, el gobierno provincial expresó su acompañamiento al doctor atacado y se solidarizó con el restos de los empleados de la salud.

Por su parte, la Asociación Trabajadores del Estado (ATE) repudió el atentado y reclamó por condiciones seguras de trabajo para el personal, “ya que no es la primera vez que sufren agresiones”, indicaron en un comunicado.

“Este caso pasó todos los límites. Los trabajadores reunidos en asamblea exigen de manera urgente a las autoridades provinciales y del lugar que haya personal de seguridad permanente”, señaló Dora Fernández, secretaria general de la seccional Norte de ATE.

Seguí Leyendo:

Neuquén: la historia detrás de la foto viral del médico de Cutral Co

24 horas en la vida de un médico de terapia intensiva: 61 pacientes con COVID-19 y la dramática lucha entre la vida y la muerte

“Hay un tratamiento contra el COVID-19 y es argentino”: testimonio de un médico que usa ibuprofeno inhalado